Méndez Group

¿Qué hacemos?

¿Qué hemos hecho?

Deficiente Aplicación de la Ley Anti-Tabaco

 

 

Deficiente Aplicación de la Ley Anti-Tabaco 

  • Sitios públicos no llevan a cabo un adecuado control o aislamiento del humo de tabaco, contaminando a  personas no fumadoras.
  • El 80% de sitios públicos representan deficiencia, por lo que es importante fomentar ambientes libres de humo a través de mecanismos que eviten el traslado de partículas.

México D.F. a 18 de Enero de 2012.- Alrededor de 12.5  millones de personas en el País son fumadores pasivos en sitios públicos como restaurantes, bares y hoteles, entre otros, donde se aplica la Ley General para el Control del Tabaco debido a que en la mayoría de estos lugares no se lleva un adecuado control de las emisiones.

Un análisis de la firma Merik, especializada en accesos automatizados, puertas contra incendios y aislamiento de espacios en hospitales y museos, entre otros, consideró que más del 80 por ciento, de sitios de concurrencia pública  como restaurantes, bares, casinos y hoteles, tienen deficiente control de emisiones provenientes del tabaco.

 No obstante que este tipo de lugares intentan cumplir con la normatividad vigente, los espacios designados a fumadores no tiene sistemas de ventilación o aislamiento que impidan el paso de las partículas de humo de tabaco y por ende contaminar a  los demás comensales o visitantes.

 Merik recordó que la última reforma publicada en el Diario Oficial de la Federación a la Ley General para el Control del Tabaco, establece que los establecimientos públicos deben contar con un sistema de ventilación que permita el recambio de aire limpio, continuo y permanente que corresponda al total del volumen interior por cada 20 minutos, así como proporcionar 30 litros de aire por segundo, considerando un aforo de una persona por cada 1.5 m2, durante el tiempo en que este abierto al público,  (art 63 fracc. I del RLGCT) lo cual es casi letra muerta en muchos establecimientos.

Asimismo la mayoría no cuentan con puertas que impidan el paso de humo de tabaco de la zona designada para fumadores al resto del local. En este sentido, Gerardo Pérez, vocero de Merik, estableció que “los restaurantes, bares y hoteles en territorio nacional ya pueden contar con un sistema de puertas corredizas SLA que han sido diseñadas para aislar determinadas zonas, y en el caso de áreas de fumar, impiden el paso de partículas de humo de tabaco para el resto del establecimiento”.

 Este tipo de tecnología se usa en museos y hospitales con motivos de higiene y asilamiento de zonas, la cual permite cumplir con la disposición de áreas 100% Libres de partículas y humo de tabaco.

 

Entre sus ventajas:

  • Sus componentes de perfileria perimetral y el diseño de la misma, mantienen el aire acondicionado dentro del área, evitando además el paso del humo, polvo o ruido.
  • Acceso sin contacto, evitando el contagio por virus.
  • Sensores de seguridad y activación de la puerta y protección a las usuarios.

“El sistema SLA cumple con las certificaciones ISO 9001 y la normatividad DIN 18650-1/2 de seguridad y responsabilidad en sistemas de puertas automáticas. Por lo que éste dispositivos coadyuvan a la salud de la sociedad y cumplir el propósito de evitar enfermedades derivadas del tabaco”, comentó Pérez; dado que los fumadores pasivos son susceptibles por aspirar en pequeñas cantidades  de humo de tabaco sin darse cuenta, debido a la deficiente aplicación de  la norma.

Entre las sustancias que contiene el tabaco se encuentran la nicotina, que es altamente adictiva, y el alquitrán, componentes que resultan tóxicos y que son precursores de cáncer. Además, el consumo del tabaco es un factor de riesgo para enfermedades cardiovasculares y respiratorias como el enfisema pulmonar.

 

Contacto:

Gabriela Rendón

Méndez Group

56 62 41 31 Ext: 221